viernes, 25 de julio de 2014

Adrienne Rich y su poesía.

The Basic Poet


"En lo adelante su obra es un proceso incesante de búsqueda de relaciones entre el ser mujer y la creación de una escritura que se acerque más a su verdad, verdad que exige, poema a poema, que el lenguaje no mienta, no traicione".
"Sería inexacto identificarla con cada uno de sus intentos de búsqueda. En realidad, toda idea que presenta Rich dista de ser un programa fijo e inmutable; más bien habría que comprenderla dentro de una negación del estado de cosas personales, públicas, donde no se desatiende la perfección externa de la poesía, sino que la complementa".
-Myriam Díaz-Diocaretz sobre la poética de Adrienne Rich.
Rich, Adrienne. (1986). Adrienne Rich: Antología Poética 1951-1981 (traducción de Myriam Díaz-Diocaretz). Madrid, España; Ediciones Visor Libros, Colección Visor de Poesía.


"Nunca he creído que el poeta sea alguien que posea una sensibilidad especial o una percepción espiritual extraordinaria, o que tenga derecho a vivir apartado del mundo, ni que esté por encima de la vida común y corriente de los demás. Al escribir poesía he conocido intensa felicidad y el peor de los temores: que las paredes no puedan derribarse y que estas palabras no logren llegar a otro ser".
-Adrienne Rich, junio de 1984.






----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

POEMAS



Buceando hacia el naufragio



Leído ya el libro de mitos
y cargada la cámara,
y revisado el filo del cuchillo,
me pongo
la armadura de caucho negro
las aletas ridículas
la tosca y rígida mascarilla.
Debo hacer esto
no como Cousteau
con su diligente equipo
a bordo de la goleta inundada de sol
sino aquí, sola.
Hay una escalera.
La escalera siempre está ahí
colgando inocentemente
junto a la goleta.
Cuantos la hemos usado
sabemos para que sirve.
Si no
sería un pedazo de escoria marítima
un equipo cualquiera.
Desciendo.
Peldaño a peldaño y
el oxígeno todavía me hunde
la luz azul
los nítidos átomos
de nuestro aire humano.
Desciendo.
Mis aletas me paralizan,
me arrastro bajo la escalera
como si fuese un insecto
y no hay nadie
que me diga dónde
comienza
el océano.
Al principio el aire es azul y luego
es más azul y luego verde y luego
negro casi desfallezco y sin embargo
mi mascarilla es potente
bombea mi sangre con fuerza
el mar ya es otra cosa
el mar no es cuestión de poder
debo aprender sola
a girar sin esfuerzo
en el profundo elemento.
Y ahora: es fácil olvidar
para qué vine
entre tantos que siempre
han vivido aquí
balanceando sus festoneados abanicos
entre los arrecifes
además se respira distinto aquí abajo.
Vine a explorar el naufragio.
Las palabras son propósitos.
Las palabras son mapas.
Vine a verificar el daño
y a ver los tesoros que permanecen.
Suavemente deslizo el rayo
de luz de mi lámpara
por el costado
de algo más permanente
que un alga o un pez
el objeto de mi exploración:
el naufragio y no la historia del naufragio
la cosa misma y no el mito
el ahogado rostro que siempre
mira fijamente
hacia el sol
la evidencia del daño
carcomida por la sal y el vaivén
convirtiéndola en esta raída belleza
las cuadernas del desastre
venciendo sus defensas
entre las difusas apariciones.
Este es el lugar.
Y heme aquí, la sirena cuyos obscuros cabellos
flamean negros, en tritón con su cuerpo armado
Circundamos silenciosamente
el naufragio
buceamos hacia la bodega.
Yo soy ella: yo soy él
cuyo rostro ahogado duerme con ojos abiertos
cuyo pecho aún soporta la tensión
cuyo cargamento bermejo de plata y cobre yace
confusamente en los barriles
mal estibados y abandonados a su suerte
somos los instrumentos semi-destruidos
que una vez se aferraron a un rumbo
la bitácora carcomida por el agua
la brújula atascada.
Somos, yo soy, tú eres
por cobardía o por coraje
los descubridores de nuestra ruta
re regreso a esta escena
llevando un cuchillo, una cámara
un libro de mitos
donde
nuestros nombres no aparecen.

-Adrienne Rich. Extraído de la "Antología Poética 1951-1981"

(Selección y traducción de Myriam Diaz-Diocaretz, de la editorial Visor Poesía).
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
1 (del poemario Veintiún poemas de amor)

Reverberan por toda esta ciudad los anuncios de neón
con sus luces de pornografía, con sus vampiros de ciencia-ficción,
con sus enfadados asesinos a sueldo que se doblegan ante el látigo.
También nosotras hemos de ir tras estas calles...
hemos de caminar tan simplemente como vamos
abriéndonos paso a través de la basura empapada y las crueldades
cotidianas de nuestros propios caminos
contra esos sueños rancios, contra ese gris cortante
del metal, contra esas ignominias,
fundirnos con la begonia roja que desde el umbral
del sexto piso centellea peligrosamente
o fundirnos con las espigadas adolescentes que juegan a la pelota
en el patio de la escuela.
Nadie nos ha soñado. Deseamos vivir como árboles
en el aire sulfúrico, llameantes sicómoros
que aún florecen cubiertos de cicatrices,
con nuestra pasión animal enraizada en esta ciudad.

-Adrienne Rich.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
FRASES

"Tu mente ahora, se desmorona como bizcocho de bodas,
cargada de inútiles experiencias, rica
en sospecha, rumor, fantasía,
deshaciéndose bajo el filo del cuchillo
de la realidad. En la flor de tu vida".
-Adrienne Rich. (Extraído de "1" de Instantáneas de una nuera).

"                ...El tiempo es masculino
y en sus copas brinda por las bellas.
Absortas en las galanterías, escuchamos
las exageradas alabanzas a nuestras mediocridades,
la indolencia se interpreta como abnegación,
el descuido en el pensar se denomina intuición,
se perdona cada traspié, nuestro crimen
sólo consiste en hacer sombra,
o en romper el molde, sin vacilar".
-Adrienne Rich. (Extraído de "9" de Instantáneas de una nuera).

"Las raíces se esfuerzan toda la noche
por desprenderse de las grietas".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "Árboles").

"Un día de luz equinoccial tras otro,
nos deslizamos por entre el velo y las fisuras de esa luz".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "Gazales").

"Las palabras son propósitos.
Las palabras son mapas".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "Buceando hacia el naufragio").

Vida nocturna. Cartas, periódicos, whisky
vertido de golpe en el vaso. Poemas crucificados
en la pared, disectados, con sus alas cortadas
como si fuesen trofeos. Nadie habita este cuarto
sin sentir algún tipo de crisis"".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "Orígenes e historia de la conciencia").

"Esa urgencia de poner mundos en relación".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema " Orígenes e historia de la conciencia ").

"Sí. A los veinte creíamos ser eternas.
A los cuarenta y cinco deseo conocer incluso nuestros límites".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "III").

"Siglos de libros no escritos, apiñados detrás de estos estantes".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "V").

"Amo la piel cicatrizada que heredé,
pero quiero caminar contigo desde ahora,
luchando contra la tentación de hacer oficio del dolor".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "VIII").

"Si pudiera decirte:
la fusión de dos mujeres es una arquitectura
que la civilización a complicado,
la unión de dos personas es una arquitectura
heroica por lo sencilla y corriente,
es el travesaño vacilante del declive,
erigido con lentitud allí
donde la pasión más ardiente se transforma en rutina-
mira los rostros de cuantos la han construido".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "XIX").

"...pero la garra del patriotero aprieta la garganta
de ella, y su voz está en peligro de muerte
y ese tipo de ser se ha acostado en nuestras camas
declarándose nuestro deseo

exigiendo sangre de mujer para vivir
el pecho de una mujer donde recostar sus pesadillas".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "7" de Recursos Naturales).

"¿Y puede reconciliarme el que tú,
la mujer cuya mano sensual y protectora
me acaricia en sueños, desciendas cada mañana
a esa ciudad? No impediré, no puedo
impedir a tu cuerpo o al mío sus peligros elegidos...".
-Adrienne Rich. (Extraído del poema "Las imágenes").

Acerca del editor

Claudio Troisemme / Creador & Editor

Moñohecho es un proyecto multidisciplinario alternativo de actividades culturales principlamente literarias que opta por la autopublicación como forma ideal de promoción de ideas. Es un esfuerzo concentrado en el fomento de la cultura, el pensamiento y la diversidad.

0 comentarios:

Publicar un comentario